Gasolina a 66 céntimos el litro

Un galón

Ni es una oferta rara, de esas que hacen los supermercados para venderte latas de sardinas, ni es una broma que al final se refiere a otra cosa: se trata de gasolina de verdad, de la de siempre, pero lo malo es que hay que traerla de un poco lejos, porque ese es el precio al que hoy, de media, se vende la gasolina en los Estados Unidos.

Y no os penséis que allí la gasolina no tiene impuestos, que los tiene, pero más moderados que aquí. Y además, las empresas que la venden compiten de veras entre ellas, en lugar de jugar a la competencia como hacen por aquí.

El cálculo es bastante sencillo:

-3, 30$ el galón.

-3,75 litros por galón.

-1,33 dólares por cada euro.

Así las cosas, ya me contaréis cómo demonios podemos hablar de competitividad de nuestra economía. Porque a los políticos europeos, y más concretamente a los españoles, todo se les vuelve hablar de ser competitivos, y de baratar costes para poder exportar mejor. Y sí, que vale, pero aquí, cuando se cuentan los factores de producción que deben abaratarse parece que sólo se piensa en la mano de obra, cuando hay otros factores productivos, como la energía, tan importantes como la mano de obra, y a veces más, que nadie mira, no vaya a ser que haga daño al amigo de turno.

Cuando un país como los Estadios Unidos, con una renta per capita muy superior a la nuestra, sigue vendiendo la gasolina a 66 céntimos mientras nosotros la pagamos a mucho más del doble, de nada sirve  que bajemos los salarios para competir con ellos. Los bajamos, en todo caso, para servirles mejor y más barato.

Y eso, con suerte.

Por favor,  menos milongas.

Share